H2Gro reduce los costes de producción

  • Whastsapp

Arden Lea Nurseries, una empresa de viveros de la localidad de Hesketh Bank, situada entre Liverpool y Preston en el noroeste de Inglaterra, utiliza principalmente fibra de coco sin turba en sus cultivos y suministra plantas de calidad a las tiendas de jardinería de la cadena B&Q, así como a la cadena de supermercados de gama alta Booths. Hace dos años, los responsables de cultivo David Golding (a la derecha en la foto) y Barry Townsley (a la izquierda en la foto) decidieron probar H2Gro para mejorar ciertos problemas de gestión del agua. Hoy día, confían en este extraordinario agente humectante para simplificar la gestión de los cultivos, al mismo tiempo que consiguen reducir los costes de agua, nutrición y  mano de obra.

Con seis hectáreas y media de invernaderos repartidos en cinco centros, Arden Lea cultiva más de un millón de dalias en maceta y otras plantas populares entre los consumidores, como pensamientos, violetas, fucsias y geranios. Las cestas son otra línea de producto importante, con una producción de más de 800.000 unidades en 2017.

Aunque el cambio a un medio de cultivo a base de fibra de coco supuso al principio tener que hacer algunos ajustes en la gestión del cultivo, en la actualidad, David y Barry prefieren cultivar en fibra de coco. «El enraizamiento es mejor, ya que el porcentaje de poros llenos de aire del sustrato es mayor», afirma Barry. «Las raíces se desarrollan más rápido, de modo que las plantas se establecen antes, mientras que la capa superior de la fibra de coco se mantiene más seca y tenemos menos problemas de mosquilla negra y enfermedades».

Hace tres años, Arden Lea decidió pasar una gran parte de los cultivos a fibra de coco en respuesta a las especificaciones de B&Q. La fibra de coco llega en bloques al vivero, donde se desmenuza y se rehidrata.

«Trabajando con nuestro delegado de ICL Specialty Fertilizers, seguimos un procedimiento en el que el H2Gro se incorpora en la fase de desmenuzado, cuando añadimos agua y los bloques de fibra de coco se deshacen para llenar las macetas», explica David. «El proceso de humectación mejora considerablemente y se obtiene un volumen mayor de fibra de coco, es decir, que podemos llenar más macetas. Y observamos más ventajas al regar las plantas jóvenes». 

«Antes de usar H2Gro, podía llegar a ser complicado mantener la fibra de coco suficientemente húmeda, pero ahora nos podemos permitir regar con menos frecuencia. Regamos siempre a mano y, al depender tanto de los nutrientes solubles, tendemos a hacer aportes de nutrientes con mucha frecuencia. Con H2Gro, hemos reducido considerablemente el tiempo dedicado al riego, así como el consumo de agua y, más importante aún, la cantidad de nutrientes a aplicar».

«Es fácil de usar, una sola aplicación de H2Gro basta para toda la vida de la maceta. Eso también significa que regamos con menos frecuencia cuando las plantas están floreciendo, necesitamos dedicar menos horas a las inspecciones y en la línea de control de calidad separando flores estropeadas».

Desde el punto de vista de los clientes, Barry señala que H2Gro beneficia a los centros de jardinería y a los consumidores ya que ayuda a alargar el tiempo de conservación en los centros y previo al cambio de maceta. «La aplicación de una dosis alta antes de la venta puede ser una gran ventaja para los clientes». 

David lo resume así: «H2Gro ha simplificado la gestión de nuestros cultivos; ahora consumimos menos agua y nutrientes, con todas las ventajas que esto tiene, y obtenemos plantas de la misma calidad, o incluso mejor».